Trazabilidad agrícola: una herramienta eficiente para el productor

El concepto de trazabilidad ha irrumpido en nuestra cotidianeidad, demostrando lo importante que es medir y relacionar un conjunto de datos por medio de herramientas tecnológicas para conocer múltiples procesos en profundidad. En el mundo agrícola, esta técnica puede ser utilizada como una herramienta que no solo potencie la producción, sino que también la haga más eficiente.

________________________________________________________________

En la actualidad, muchas industrias se han enfrentado ante un nuevo tipo de consumidor que ha definido mayores niveles de exigencia respecto al origen y tratamiento de los productos que adquiere para el consumo. En el caso de la agroindustria, muchos de ellos buscan información sobre procedencia de lo que adquieren, cómo ha sido tratado, a qué cuartel corresponde, las fechas de todo el proceso agrícola, entre otros datos. Que toda esta información esté disponible, implica una gran cantidad de horas de trabajo, para una sociedad más demandante de información sobre el origen de los productos agrícolas.

Con esta necesidad, el mundo agrícola se ha visto en la necesidad de aplicar metodologías para el registro de toda la información asociada a un cultivo, desde la pre-cosecha hasta el final de la cadena de comercialización. Esto corresponde al proceso de trazabilidad la cual, con procedimientos preestablecidos permite conocer la historia, localización y el desarrollo de un producto a lo largo del proceso agroindustrial.

Para lograr este objetivo, la tecnología ha sido una gran aliada para pequeños y medianos productores, ya que debido a que sus costos de implementación se han reducido considerablemente y su operación se ha simplificado, existe una mayor oferta, lo que la hace más cercana al mundo del agro. Esta tecnología aporta una línea de soluciones asociadas a la agricultura de precisión, la que permite conocer parámetros de estado de suelos y variables ambientales, sobre las que se podrán hacer análisis para aplicar correcciones al proceso productivo con el fin de introducir mejoras, hacerlo más eficiente, rentable y mitigar los riesgos.

Para Carlos González, gerente comercial de TrackitAgro, plataforma de gestión para el monitoreo y trazabilidad de tus procesos agrícolas, señala que “la trazabilidad de producción, involucra registrar datos que pueden obtenerse en forma tecnológica y otros con procedimientos manuales, pero con el apoyo de formularios digitales.  La lista de beneficios que proporciona la trazabilidad es extensa y clara.”

González agrega que “de forma adicional, estos sistemas son una excelente herramienta que le permitirá al productor y especialistas agrícolas, conocer el detalle de sus cultivos, tanto a nivel de manejo de huertos, productividad por zonas, calidad de cada una de ellas porque, más allá de consolidar la información, entregar información en tiempo real, alertar antes incidentes detectados y tomar acciones en el momento, reduce el tiempo de dedicación frente a métodos más tradicionales como hojas de cálculo o registros en papel”.

Para el equipo de TrackitAgro, debe considerarse que todo este proceso de trazabilidad, debe ser un real aporte y no algo que obstaculice el normal y buen desarrollo del proceso agrícola. Explicando que “se requiere que sea un sistema simple, que tenga un despliegue amigable y rápido de la información, que sea fácil de usar y por sobre todo que entregue información a tiempo, a cualquier hora y desde cualquier lugar”.

 

Compartilo:

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on pinterest
Pinterest
Share on linkedin
LinkedIn

También puede interesarte...