Descubre los 4 beneficios de la agricultura digital

La transformación digital es una realidad en todos los sectores de la economía, y la producción de alimentos no es la excepción. Sobre todo en los últimos años, la agricultura digital ha ganado impulso como una solución viable para amortiguar los desafíos que enfrentan los productores, así como los retos del calentamiento global.

De acuerdo con la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO), , lo que significa un aumento en la demanda de alimentos. Sin embargo, los mecanismos de producción convencionales han quedado obsoletos, siendo la tecnología agrícola la mejor manera de aumentar la productividad de la tierra disminuyendo el impacto ambiental.

4 beneficios de la transformación digital en agricultura

Aumento de la productividad

La agricultura digital lleva el concepto de “automatización” a los campos, permitiéndonos aprovechar esta reingeniería de procesos intensivos para hacer más en menos tiempo.

Por ejemplo, los sistemas automatizados en forma de  nos ayudan a mantener el rendimiento de nuestros cultivos sin depender de la intervención humana. Podemos dar seguimiento a variables como la humedad del sueño, la temperatura, el PH y la radiación fotosintética, y tomar decisiones más eficientes.

Mejoras en el monitoreo y trazabilidad

La tecnología agrícola hace que el monitoreo fitosanitario sea más precisa, con lo cual podemos luchar contra las plagas y la hierba mala en el momento en que comienzan a formarse.  y la maduración de la cosecha sea homogénea.

Otro beneficio es la integración de códigos QR para diferenciar nuestros huertos y conocer la productividad de cada uno, mejorando así la gestión de costos y la calidad.

Menos gasto de tiempo y energía

Con la transformación digital en agricultura, ya no es necesario dedicar tanto tiempo, energía y esfuerzo a tareas de monitoreo. Los sistemas automatizados se ocupan de hacernos saber cuándo es momento de intervenir.

Incluso si estamos a kilómetros de distancia, podemos darle seguimiento al estado de nuestros cultivos en tiempo real gracias a la sincronización en la nube, configurar alarmas o SMS para avisarnos cuando una variable crítica esté fuera de rango, y acceder a reportes de gestión diarios. Esto disminuye la dependencia de mano de obra, con lo cual podemos invertir nuestro capital en maquinaria o tecnología.

Adicionalmente, a medida que obtenemos más datos podemos incorporar variables de predicción meteorológica para la programación de riegos, 

Compromiso activo con el medioambiente

El cambio climático ha golpeado con fuerza el sector agro, haciendo evidente la necesidad de implementar cambios en la manera en que producimos nuestros alimentos.

Los aportes de la transformación digital son muy valiosos en este sentido. Por un lado, al saber exactamente cuándo un cultivo está siendo atacado por hongos, bacterias o virus, los pesticidas se pueden usar solo cuando sea necesario y en cantidades mínimas, en lugar de usarse de forma continua. Esto reduce los efectos negativos que tienen estos químicos en la superficie del sueño, los microorganismos y fuentes de agua.

Además, con la digitalización podemos darle seguimiento a los incidentes fitosanitarios y entender los resultados de la producción con base en su punto de origen. Cuantos más datos obtenemos del rendimiento de nuestros cultivos, más sencillo es desarrollar estrategias ecológicas.

Una agricultura de precisión inteligente solo es posible si nos apoyamos en la tecnología.  es una plataforma especializada que facilita la integración con sistemas de monitoreo, análisis y trazabilidad, ayudándonos a digitalizar nuestro modelo de producción.

Compartilo:

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on pinterest
Pinterest
Share on linkedin
LinkedIn

También puede interesarte...